Acto de fe

90691804-00

 

La cuestión decisiva está en saber si estoy seriamente abierto a la búsqueda de la verdad. Porque el ofrecimiento de Dios se dirige a nuestra libertad y se inscribe en nuestra historia. El acto de creer puede comportar momentos decisivos, pero, como todo diálogo, nos afecta a lo largo del tiempo. Tiene sus altibajos. Continuamente hay que reanudarlo y mantenerlo. 

 

Bailar con Dios

madeleine

EL BAILE DE LA OBEDIENCIA- Madeleine Delbrêl
Si estuviéramos contentos de ti, Señor, no podríamos resistir a esa necesidad de danzar que desborda el mundo y llegaríamos a adivinar qué danza es la que te gusta hacernos danzar, siguiendo los pasos de tu Providencia. Porque pienso que debes estar cansado de gente que hable siempre de servirte con aire de capitanes; de conocerte con ínfulas de profesor; de alcanzarte a través de reglas de deporte; de amarte como se ama un viejo matrimonio. Y un día que deseabas otra cosa inventaste a San Francisco e hiciste de él tu juglar. Y a nosotros nos corresponde dejarnos inventar para ser gente alegre que dance su vida contigo. Para ser buen bailarín contigo no es preciso saber adónde lleva el baile. Hay que seguir, ser alegre, ser ligero y, sobre todo, no mostrarse rígido. No pedir explicaciones de los pasos que te gusta dar. Hay que ser como una prolongación ágil y viva de ti mismo y recibir de ti la transmisión del ritmo de la orquesta. No hay por qué querer avanzar a toda costa sino aceptar el dar la vuelta, ir de lado, saber detenerse y deslizarse en vez de caminar. Y esto no sería más que una serie de pasos estúpido si la música no formara una armonía. Pero olvidamos la música de tu Espíritu y hacemos de nuestra vida un ejercicio de gimnasia; olvidamos que en tus brazos se danza, que tu santa voluntad es de una inconcebible fantasía, y que no hay monotonía ni aburrimiento más que para las viejas almas que hacen de inmóvil fondo en el alegre baile de tu amor. Señor, muéstranos el puesto que, en este romance eterno iniciado entre tú y nosotros, debe tener el baile singular de nuestra obediencia. Revélanos la gran orquesta de tus designios, donde lo que permites toca notas extrañasen la serenidad de lo que quieres. Enséñanos a vestirnos cada día con nuestra condición humana como un vestido de baile, que nos hará amar de ti
todo detalle como indispensable joya. Haznos vivir nuestra vida, no como un juego de ajedrez en el que todo se calcula, no como un partido en el que todo es difícil, no como un teorema que nos rompe la cabeza, sino como una fiesta sin fin donde se renueva el encuentro contigo, como un baile, como una danza entre los brazos de tu gracia, con la música universal del amor. Señor, ven a invitarnos.

http://www.efeta.org/ES/mesames0019.php

Decongelar las palabras

descongelar_hielos

Con  su contribución al pensamiento Hannah Arendt creó un espacio en el
que se  puede caminar con la magnífica sensación de acceder,  a una área libre, el área de quienes piensan con rigor.

Este hábito que establece distinciones, define, matiza, etc.,   no es popular en el presente, en el que la mayoría de discursos están rodeados por una suerte de contorno verbal borroso».

El empleo correcto delas palabras no es sólo una cuestión de gramática lógica, sino de perspectiva y conciencia histórica, hay mucho vivido e inventado para mantener la pretensión de ser el primer descubridor de la realidad,

La sordera por los significados de la palabras  ha tenido como consecuencia la ceguera ante las realidades a las que corresponden».

Pensar es para  Arendt, descongelar las palabras  para averiguar su sentido original.

Pensar es reencontrar, recuperar y destilar un sentido que se ha evaporado. Se traduce, pues en recuerdo peligroso contra la banalidad.

¿No es urgente rastrear hoy  las huellas de los conceptos políticos perdidos como: democracia, libertad, diálogo, igualdad…?

Imágenes de muerte banales

images1

La muerte puede ser  suceso banal. Así ocurre cuando los redactores de los servicios informativos, y los editores de sus  imágenes, nos han acostumbrado a presenciar  la muerte en directo. ¿Cuántas muertes “de otros” ve una persona al cabo del día? Se ha acentuado el valor del realismo del dolor y la muerte por la imagen. Reportajes, fotografías, grabaciones en directo, etc., ponen en la mesa del comedor el sufrimiento mundial en tiempo real. Son incontables las oportunidades que depara la vida actual para «mirar» (con distintos grados de distancia e implicación) el dolor de los demás. Como ha hecho notar Susan Sontag: «durante mucho tiempo algunas personas creyeron que si el horror podía hacerse lo bastante vívido, la mayoría de la gente entendería que la guerra es una atrocidad, una insensatez».  Pero no ha sido así, sino  que se ha trivializado la muerte. Como la misma autora  ha hecho notar: «no es que la gente recuerde por medio de fotografías, sino que sólo recuerda las fotografías».

Humano y cristiano, dos dimensiones inseparables

images (10)

«Es el hombre, en Cristo, quien tiene la misión no sólo de volverse humano sino de
hacerse divino mediante el don del Espíritu del Amor….
El hombre se halla sumido en medio de la mayor revolución que su mundo haya
presenciado jamás. Esta revolución no es solamente política, sino científica, tecnológica,
económica, demográfica, cultural, espiritual. Afecta a todos y cada uno de los aspectos de
la vida humana. Esta revolución, en sus facetas más amplias, no puede detenerse. El gran
interrogante es si en verdad puede encaminarse a fines plenamente compatibles con la
auténtica dignidad y destino humanos. Ni la ciencia en sí misma, ni la política por sí sola,
ni solamente la economía podrán llevarla a cabo. Y mucho menos podrá alcanzarse tal
meta mediante la fuerza armamentística nuclear o a través de los grupos guerrilleros o de
los revolucionarios sociales. Debe concertarse una plena y consciente colaboración de
todos los recursos de conocimiento, técnica y capacidad humanos. Pero la única esperanza de que su coordinación tenga éxito reside en la más honda y unificadora luzque le ha sido otorgada al hombre: la revelación cristiana de la unidad de todos loshombres en el amor de Dios como su Único Hijo, Jesucristo.»

El texto es de Thomas MERTON,  escritor, monje y místico cristiano que con la trayectoria de su  la vida  trazó un arco amplio hasta alcanzar la plena madurez de una fe moderna y atractiva, Un m´sitico “made in USA”, humano a fuer de cristiano, y tanto mejor las dos cosas sin separación.

Para saber más sobre él, aquí se ofrece un cronología de su vida y obra así como recursos bibliográficos:

Thomas+Merton cronoligía bibliografia

Para pensar la violencia

images

Desgraciadamente hay tanta violencia en el mundo que nis siquiera es posible pesar por qué.He aquí  unas consideraciones generales sobre la violencia que nos rodea y algunas frases para pensar. La carta de una madre cuya niña se suicidó tras un acosos, hace pensar el nivel de brutalidad al que pueden llegar quienes están patológicamente enfermos de violencia.

http://www.elmundo.es/espana/2014/11/04/54583a8422601dd7318b4580.html

violencia

Un creyente disidente

Dietrich Bonhoeffer fue un teólogo crítico con un gran compromiso de fe. Un creyente  disidente en la época del nazismo. Su crítica teológica mostró, con hechos y palabras, que lo que había en aquel momento, un régimen totalitario y una situación eclesial de asimilación, no era lo único que podía haber.

Por la causa de Cristo pagó el precio de su vida hasta las últimas consecuencias. Es un testigo excepcional para meditar la espiritualidad actual centrada en Cristo y en la comunidad eclesial y para sacar consecuencias operativas y éticas del cristianismo.

Para saber más: http://www.lupaprotestante.com/blog/dietrich-bonhoeffer-el-compromiso-de-una-fe-disidente/